El negocio de los servicios puerta a puerta en Buenos Aires

Después de muchos años de constantes obstáculos a la hora de recibir nuestras compras hechas en el exterior, el negocio de los puerta a puerta se ha convertido en uno de los más rentables del año. Esto suele ocurrir cuando un servicio que despierta gran interés entre los ciudadanos repentinamente se vuelve accesible.

descarga-10

En este sentido, la reapertura del servicio puerta a puerta, es decir, la posibilidad de recibir una encomienda o compra hecha en el exterior en la puerta de casa, es una variable que los hombres de negocios comienzan a evaluar con cierta minuciosidad en tanto factor nuevo en la economía y el comercio nacional.

Como decíamos anteriormente, los servicios de puerta a puerta se han convertido en un gran negocio para los productores y comerciantes del exterior, sin embargo, también ofrece cierto margen para los negocios locales. ¿De qué manera? A continuación intentaremos aclararlo.

En la Argentina, y sobre todo en los grandes centros urbanos, existen muchas sucursales de empresas dedicadas a las entregas courier y puerta a puerta. Sin embargo, no es lo mismo adquirir un producto comprado a través de internet en la ciudad de Buenos Aires que, digamos, en un pueblo pequeño del interior del país.

Comienza a vislumbrarse la apertura de un entramado realmente articulado de entregas a domicilio en cada rincón del país. Esto tendrá un gran impacto en el sector del transporte, sobre todo, pero también en la faz administrativa, ya que a mayor volumen de envíos recibidos y distribuidos a lo largo y ancho del país, también es necesario el personal capacitado para cubrir esa demanda.

En términos de oportunidad de negocios, claramente esta reapertura presenta un gran espacio para la incertidumbre. La puja entre las empresas dedicadas al courier ha logrado que casi todas las plataformas de compras online le permitan al usuario elegir entre un prestador u otro; razón por la cual es lógico pensar que este servicio resultará menos costoso en el mediano plazo.

El síntesis: el courier nos permite evitar los trámites burocráticos del correo oficial, no solo de Argentina, sino del resto del mundo. Vale recordar que cuando uno compra un producto, y su envío está determinado por el correo oficial de un país, en Argentina lo recibiremos invariablemente a través del correo argentino, que entre otras cosas exige rellenar un formulario de AFIP que no todos los usuarios están en condiciones de cumplir; en particular aquellas personas que reciben su sueldo, o una parte de él, en negro.

Esta entrada fue publicada en Logistica. Guarda el enlace permanente.